La vida en Marte: Momento en que la tripulación de la Nasa emerge de una prueba de un año
Image captionLa vida en Marte: Momento en que la tripulación de la Nasa emerge de una prueba de un año de duración

Un equipo de seis personas ha completado una simulación de Marte en Hawái, donde vivieron casi aislados durante un año.

Desde el 29 de agosto de 2015, el grupo vivió encerrado en una cúpula, sin aire fresco, comida fresca o privacidad.

Los expertos estiman que una misión humana al Planeta Rojo podría durar entre uno y tres años.

El estudio financiado por la Nasa y dirigido por la Universidad de Hawái es el más largo de este tipo desde una misión rusa que duró 520 días.

Al haber sobrevivido a su año de aislamiento, los miembros de la tripulación dijeron que confiaban en que una misión a Marte podría tener éxito.

«Puedo darles mi impresión personal, que es que una misión a Marte en un futuro cercano es realista», dijo a los periodistas Cyprien Verseux, miembro de la tripulación de Francia. «Creo que los obstáculos tecnológicos y psicológicos pueden ser superados.»

En esta foto proporcionada por la Universidad de Hawái, seis científicos salen de su hábitat de simulación de Marte en las laderas de Mauna Loa en la Isla Grande, Hawái, el domingo 28 de agosto de 2016.
Image caption La tripulación recibió una calurosa bienvenida al salir de su cúpula tras un año de aislamiento
La tripulación de la simulación de Marte en la conferencia de prensa sobre el fin de su año de aislamiento, el 28 de agosto de 2016
Image caption No perdieron tiempo en comer algunos de los alimentos que echaron de menos en su año de aislamiento: pizza y plátanos

Pero la comandante de la misión, Carmel Johnston, dijo que la falta de privacidad durante el último año había sido difícil.

«Es como tener compañeros de piso que siempre están ahí y de los que nunca puedes escapar, así que estoy segura de que algunas personas pueden imaginarse cómo es eso y, si no puedes, imagínate que nunca puedes alejarte de nadie», dijo.

Tristan Bassingthwaighte, doctor en arquitectura de la Universidad de Hawai, elogió la investigación realizada sobre el elemento humano de los viajes espaciales.

«La investigación que se está llevando a cabo aquí es muy importante a la hora de elegir las tripulaciones, de averiguar cómo van a trabajar las personas en los diferentes tipos de misiones, y el elemento de los factores humanos de los viajes espaciales, la colonización, lo que sea que se esté estudiando», dijo.

El equipo estaba formado por un astrobiólogo francés, un físico alemán y cuatro estadounidenses: un piloto, un arquitecto, un periodista y un científico del suelo.

El experimento trataba del elemento humano de la exploración.

Mientras realizaban la investigación, los seis tenían que vivir con recursos limitados, llevar un traje espacial cuando estaban fuera de la cúpula y trabajar para evitar conflictos personales.

El exterior del hábitat HI-SEAS en la ladera norte de Mauna Loa en Hawai
Image caption Los experimentos de aislamiento abordaron el elemento humano de la exploración
El interior del hábitat HI-SEAS en la ladera norte de Mauna Loa, en Hawái
Image caption Los miembros del equipo casi no tenían privacidad durante la misión

Cada uno tenía un pequeño catre para dormir y un escritorio dentro de sus habitaciones. Las provisiones incluían queso en polvo y atún enlatado.

Las misiones a la Estación Espacial Internacional normalmente sólo duran seis meses.

El proyecto Mars500 encerró a seis hombres en tubos de acero durante 18 meses
Image captionEl proyecto Mars500 encerró a seis hombres en tubos de acero durante 18 meses

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.